Existen papás buenos y otros no tan buenos, pero todos son papás y siempre buscan la forma de hacer que sus hijos sean felices o de conseguir que tengan una sonrisa en su rostro complaciendo sus caprichos, deseos o ideas de la mejor forma.

Algunos papás adoran consentir a sus hijos complaciendo un deseo muy divertido, pues es que muchos niños desean vestirse como su figura de caricatura o como sus supe héroe favorito y desean que su papá también lo haga. Los papás compartidos acá no tuvieron miedo para cumplir este deseo.